icono-facebook         icono-instagram         icono-youtube

El que hoy es considerado el paso al municipio más importante a nivel turístico del Quindío,  fue el comienzo de todo para este territorio y el intermedio de la extensa senda que formó el Camino Nacional.

En este sucinto artículo de Jairo Olaya Rodríguez se narra la historia de un punto clave de nuestra geografía regional.

En el paraje en donde convergen el río Quindío y la quebrada Boquía, a comienzos del siglo XIX, se establecieron colonos que  comenzaron el poblamiento y desarrollo de un territorio de importancia estratégica.

BOQUIAPor dicho sitio pasaba una vía de comunicación conocida inicialmente como el Camino del Indio, que luego de la conquista española fue denominada Camino Real, y por disposición del Libertador Simón Bolívar, en 1830,  se conoció como Camino Nacional, para lo cual dispuso realizar obras de adecuación que facilitaran la movilización de recuas cargadas de productos comerciales, tropas y armas.

En la confluencia del río y la quebrada se formó el asentamiento denominado Boquía, el cual obtuvo categoría de aldea a partir del 18 de julio de 1844, por disposición del entonces presidente de los Estados Unidos de Colombia, Pedro Alcántara Herrán, quien, antes,  en 1842, ordenó la creación de la Colonia Penal de Boquía. 

En dicha penitenciaría fueron encerrados presos políticos provenientes de Panamá, Cauca y Llanos Orientales que se rebelaron contra el Gobierno. Alrededor de la aldea se inició un importante proceso de colonización incentivado por los estímulos que se ofrecieron para la adecuación del camino que servía de vía de comunicación para quienes viajaban de Popayán y Santiago de Cali a Santa Fé de Bogotá.

La Colonia Penal de Boquía atrajo a parientes de los que allí estaban confinados, quienes se establecieron en la región y contribuyeron a la fundación de la Villa de Nuevo Salento, porque debieron trasladar la población al sitio conocido como Barcinales, y, luego, al que actualmente ocupa, debido a los constantes desbordamientos del río Quindío.

Por entonces, Salento, conocido como el Padre del Quindío, estaba en la jurisdicción de Cartago, que formaba parte del Estado Soberano del Cauca.

Sigue Viendo Mapatur